¿Cuerpo de feria? un "caldico" por favor

Receta de Sopa Miso

Sesamum

¿Cuerpo de feria? un "caldico" por favor

Receta de Sopa Miso

Llega la traca final del verano… ¡la Feria de Albacete!

Quién no ha pasado todo el día dentro del recinto festejando, comiendo, bebiendo y llegando a casa con el cuerpo de feria. La mejor fórmula para recuperar el cuerpo y poder seguir la marcha de los diez días de festejo es una nutritiva, tonificante, remineralizante y reparadora sopa miso

¿No la has probado?

Pues te invito a que la prepares después de un largo día en la feria cuando llegas a casa y ya no puedes más. Es muy sencilla y rápida.

El miso es una pasta fermentada a partir de habas de soja, hay diferentes tipos dependiendo del proceso, tiempo de fermentación y del tipo de productos que se utilicen en la preparación (hatchomiso, genmaimiso, mugimiso…).

Es un alimento con infinidad de propiedades y beneficios para tu salud, con poder enzimático y antioxidante para recuperar ese cuerpo de feria. El miso sin pasteurizar contiene grandes concentraciones de enzimas digestivas que favorecen el equilibrio de la flora intestinal y de procesos digestivos complicados. También nos ayuda a depurar sustancias tóxicas del organismo y es muy alcalinizante, favoreciendo la eliminación de la acidez causada por alimentos grasos, refinados y bebidas alcohólicas.

Vamos, un auténtico “caldico reparador”.

Cuando vayas a comprar miso fíjate que sea natural ya que existen pseudo-misos con fermentación artificial y con azúcares y productos químicos añadidos. Debido a su alto contenido en sodio, no es necesario añadir mucha sal a las preparaciones y la cantidad de miso recomendada por persona es una cucharadita de postre. Para que el producto conserve todas sus cualidades, te recomiendo disolver el miso en un poco de agua caliente y añadirlo al final de la elaboración fuera del fuego. 

La receta es bien sencilla, la base de la sopa miso es un caldo (yo utilizo el caldo de cocer garbanzo que siempre tengo guardad) al que puedes añadir más o menos cosas según tú gusto: verduras cortadas finas y salteadas (zanahoria, col, puerro, cebolla, shiitake…), tofu a dados, alga wakame hidratada… Cuando ya tienes el caldo hirviendo 10- 15 minutos con lo que hayas elegido añadir, disuelve una cucharadita de postre por persona en agua tibia. Aparta del fuego el caldo y añade el miso. Listo! Más sencillo y rápido no puede ser.

INGREDIENTES                                              

  • Caldo de cocer garbanzo: 1 litro             
  • Miso: 15 gramos (una cucharada sopera)            
  • Alga wakame:   10 gramos          
  • Verduras cortadas en juliana (Zanahoria, puerro, col…):  80 gramos
  • Tofu cortado en dados: 50 gramos        
  • Pizca de sal

ELABORACIÓN

  1. Saltear la verdura en un wok (si tienes uno), sino, en una sartén al uso.
  2. Poner a remojo el alga 10min, escurrir y picar.
  3. Cocer el caldo con las verduras y el alga unos 10 -15 minutos.
  4. Coger un poco de caldo y diluir el miso. Añadir al resto, comprobar de sal.

Y si no te apetece cocinar...ya sabes donde la puedes encontrar recién hecha para ti.

Te aseguro que si reparas tu cuerpo con este caldo mágico tendrás un magnífico cuerpo de feria. ¡A disfrutar!

¿Te animas a reinventar tus costumbres alimenticias y caminar hacia una alimentación consciente?